sábado

MeditabundAna

El efecto del té de marihuana hace su efecto,
Ana siente como su mente abandona su cuerpo y
como su cuerpo es más sensible al aire, sonidos y olores.
Escucha y no escucha nada, se arrincona de todo a su alrededor,
sonríe placida cierra los ojos y se deja hundir por esa sensación de gozo orgásmico-interno-mudo que recorre toda su sensibilidad.
Despliegue mentalmente pleno
que solo le da su milagroso té hipnótico.

15 comentarios:

  1. Me gusta como esta relatada la experiencia de Ana. Los sentidos bajo el efecto. Y eso.

    ResponderEliminar
  2. Qué casulidad...todo eso he experimentado justamente ayer...gracias a una de esas "infusiones mágicas" acompañadas de "tarta mágica"...

    Viva el gozo orgásmico-interno-mudo!!!

    :D

    ResponderEliminar
  3. Es lo que tienen las bebidas que alojan los sueños, suelen devolverte a los mejores momentos. Supongo que por eso las alargamos, como esperando alguna sorpresa de más. Lo mejor, es que siempre llegan. Bonito y real.

    ResponderEliminar
  4. mmmm…placido y recordado momento….:)

    ResponderEliminar
  5. retalando cada breve detalle
    disfrutando de lo que todos merecemos

    un saludo

    ResponderEliminar
  6. disfrutando de lo que todos merecemos :)

    un saludo

    ResponderEliminar
  7. gracias por tus palabras
    a mi tu blog me transmite mucha frescura y sinceridad
    tienes una nueva seguidora

    un saludo

    ResponderEliminar
  8. dulce..dulce..viaje compartido..mismo sentimiento..mismo placer ..tambien te entiendo

    ResponderEliminar
  9. Qué bonito el nombre de Ana. Capicuá.

    Miles de besos.

    ResponderEliminar
  10. Mi querida siberiana he ahí el encanto...

    ResponderEliminar
  11. Cada vez Encantadamente enamorado mi Ana!!!

    ResponderEliminar
  12. A Ana le produce esa sensación el té, a mi me la produce leer textos como este!
    Saludos!

    ResponderEliminar
  13. Gracias por las visitas y por los gratos comentarios.
    Les mando muchos abrazos y besos monumentales.

    ResponderEliminar